La Coenzima Q10. Potente Antioxidante

Que es la Coenzima Q-10

 La coenzima Q10, CoQ-10) o Ubiquinona es una sustancia similar a una vitamina que se encuentra presente en todo el organismo, pero principalmente en el corazón, el hígado, los riñones y el páncreas. Los expertos en nutrición la denominan como Vitamina 10. Es un potente antioxidante  liposoluble- que se disuelve en grasa-  con muchas propiedades protectoras del corazón además de potencializar  el sistema inmunológico. Además de lo que se pueda captar de los alimentos,  en el mercado se encuentran muy buenos suplementos de Coenzima Q10

¿Dónde se Encuentra la Coenzima Q-10?

 La coenzima Q-10 se encuentra en alguna  cantidad en carnes, mariscos, cacahuete, granos y vegetales. También puede ser sintetizada en un laboratorio y obtenida de la fermentación de betarraga y  caña de azúcar con cepas especiales de levadura.

Beneficios de la Coenzima Q-10

 Son muchos los beneficios atribuidos a la Coenzima Q10, pero tal vez los más importantes tienen que ver con el sistema cardiovascular:

  • Es útil para tratar problemas cardiovasculares e insuficiencia cardíaca congestiva (ICC)
  • Minimiza el riesgo de sufrir otros problemas cardiacos en personas que ya los han tenido.
  • Previene complicaciones de los vasos sanguíneos producidas por una cirugía de bypass
  • Útil para la Hipertensión arterial. La coenzima Q-10 podría ayudar a bajar las dosis de medicamentos utilizados para normalizar la tensión. Cualquier ajuste de la dosis de estos medicamentos debe ser realizado por su médico
  • Ayuda a bajar la presión arterial sistólica
  • Previene las migrañas.

Cómo actúa?

 El antioxidante Q10 penetra en las mitocondrias, que es una parte de la célula dónde se produce energía. Allí se quema el O2 transportado por la sangre y es producida la Adenosina Trifosfato,  ATP,  molécula de la vida, según el importante cardiólogo Demetrio Sodi Pallarés. La ATP suministra a las células el 95% del total de la energía que se necesita para realizar las funciones vitales. Las mitocondrias requieren de la Coenzima Q10, que actúa como iniciadora de sus funciones. En ausencia de esa cadena  de inicio no habría energía y por lo tanto, tampoco vida. Sin la suficiente Coenzima Q10, las células no reciben el alimento energético óptimo, lo cual dañaría órganos vitales, como el corazón, el cual  requiere de una buena  cantidad de Coenzima Q10 para generar energía constante para bombear la sangre.

La Coenzima Q10 y el Corazón

Se han realizado varios estudios sobre la efectividad de la coenzima en  el tratamiento de las enfermedades del corazón y vasos sanguíneos, tales como, insuficiencia cardíaca congestiva, angina de pecho, hipertensión arterial , y problemas cardiacos vinculados con algunas drogas  que se usan para el cáncer.

En el Estudio Q-SYMBIO se concluyó que el  tratamiento a largo plazo de pacientes con Insuficiencia Cardíaca  con Co-Q10 es suficientemente  seguro, mejora síntomas y minimiza los eventos cardiovasculares. No obstante, es deseable de que estos resultados muy positivos  se comprueben en un ensayo clínico a mayor escala.

De otro lado, se sabe que después de los 20 años de edad hay una reducción progresiva de los niveles de CoQ10 en el corazón y el cerebro. Esa reducción se evidencia  en algunos pacientes con aterosclerosis y enfermedades cardiovasculares y se corresponde con enfermedades neurodegenerativas. Los múltiples y continuos  requerimientos de energía del músculo cardíaco, lo hacen vulnerable a daños en el metabolismo mitocondrial; la reducción tisular de CoQ10 modifica de forma importante los sistemas antioxidantes requeridos para proteger los tejidos de los radicales libres que producen ese daño. Existe una hipótesis que las estatinas, medicamentos para normalizar los niveles de colesterol,  pueden obstaculizar  con vías metabólicas claves y dejar a las células con una deficiencia relativa de Co-Q10, y que la reducción en la CoQ10 puede contribuir al daño muscular inducido por estatinas por medio de falla en el metabolismo energético y reducción  de la propiedad antioxidante de la célula.
Coenzima Q10 y Antienvejecimiento

La coenzima Q-10 ha sido probada también para ver si prolonga los años de vida útil. Esto,  debido a que los niveles más altos de coenzima Q-10 se observan en los primeros 20 años de vida. En los adultos mayores, los niveles de coenzima Q-10 pueden ser inferiores que los que eran al nacer. Algunas investigadores sugirieron que si al final de la vida se restauran los niveles de coenzima Q-10 podría haber una mayor supervivencia. La idea trabajó bien con las bacterias pero no con ratones  de laboratorio. Se requiere investigar más para ver si esto aplica en las personas.




 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *