Betasitosteroles y Vitamina D3 Para La Próstata

A partir de los 40 años la próstata empieza a causar problemas a muchos hombres, pues crece más rápidamente generando una hiperplasia con la consabida dificultad para empezar a orinar, el flujo débil, la sensación de no vaciado completo, las levantadas a orinar frecuentemente en la noche, etc, etc.

Un tratamiento natural muy común para la Hiperplasia Benigna de Próstata contiene ingredientes activos llamados betasitosteroles. Una revisión de Cochrane  (Cochrane es una organización a nivel mundial con 13 000 miembros  y  más de 50 000 seguidores  de más de 130 países de todo el mundo que promueve investigaciones e información de alta calidad para tomar decisiones en salud.)  halló que los tratamientos de betasitosterol se toleraban de forma óptima y mejoraban los síntomas urinarios y las medidas de flujo en los hombres con HBP leve a moderada. Concluyó que los B-sitosteroles  mejoran los síntomas urinarios y las medidas de flujo. Se desconoce la efectividad a largo plazo, la seguridad y la capacidad de prevenir complicaciones de la HBP.

Otros estudios han demostrado que una de las causas del crecimiento de la próstata es la transformación de testosterona en dihidrotestoterona y precisamente los betasitosteroles evitan esa transformación y por tanto detienen el crecimiento de la próstata.
De otro lado, estudios han evidnciado que la ingesta de suplementos de vitamina D podría retrasar o incluso revertir la progresión de tumores de próstata de bajo grado o menos agresivos sin necesidad de cirugía o radiación, según expuso el  un equipo de científicos en la 249 Reunión y Exposición Nacional de la Sociedad Americana de Química.
El cáncer se asocia con la inflamación, especialmente en la glándula de la próstataLa vitamina D está realmente luchando contra esta inflamación dentro de la glándula” detalla Bruce Hollis, de la Universidad de Medicina de Carolina del Sur, en Estados Unidos. La proteína más fuertemente inducida por la vitamina D fue una llamada factor de diferenciación del crecimiento 15 (GDF15). La nueva investigación sugiere que los suplementos de vitamina D puede mejorar los cánceres de próstata de bajo grado reduciendo la inflamación y, tal vez, la necesidad de una cirugía eventual o un tratamiento de radiación.
Se ha determinado que la dosis diaria de vitamina D3 debe ser de al menos 5.000 IU y mantener los niveles entre nivel entre 30 y 50 nanogramos por mililitro (ng/mL)

 

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *