Conocimiento de la Próstata

  • Encuesta: Los hombres tienen bajos niveles de conciencia sobre la salud y la función de la próstata

Reviewed by Kate Anderton, B.Sc. (Editor)Sep 24 2019

Una encuesta, evaluó el conocimiento de la próstata de cada uno en 3.010 hombres mayores de 50 años en el Reino Unido, Alemania y Francia y encontró que sólo uno de cada 4 hombres (26%) mayores de 50 años fueron capaces de identificar correctamente la función principal de la próstata.

El estudio reveló una variedad de conceptos erróneos que rodean la salud de la próstata y, en particular, el agrandamiento de la próstata (también conocido como Agrandamiento Benigno de la Próstata (BPE) o Hiperplasia Benigna de Próstata (BPH)) con sólo el 38 por ciento de los encuestados capaces de identificar correctamente el trastorno

Una próstata normal es aproximadamente del tamaño de una nuez y su función principal es producir líquido prostático para transportar el semen. Mientras que crece lentamente a medida que los hombres envejecen, sólo uno de cada 6 (17%) los encuestados declararon correctamente que los síntomas relacionados con el agrandamiento de la próstata no son un signo “normal” del envejecimiento.

Al comentar estos hallazgos, el profesor Hein Van Poppel, Secretario General Adjunto de la EAU, explica:

Los resultados son preocupantes, especialmente a medida que la encuesta se dirigió a los hombres en el grupo de edad que son más propensos a sufrir de condiciones relacionadas con la próstata, como el cáncer de próstata y un agrandamiento de la próstata. La incidencia de estas condiciones y su impacto en la práctica médica sólo va a ser mayor debido al envejecimiento de la población, por lo que debemos asegurarnos de que los hombres estén bien informados para permitir una consulta y un tratamiento rápidos si es necesario”.

Se desconoce la causa del agrandamiento de la próstata, pero se cree que está relacionada con cambios hormonales a medida que los hombres envejecen. Uno de los principales factores del agrandamiento está relacionado con la conversión de testosterona en dihidrotestosterona. Los síntomas principales de la hiperplasia incluyen el deseo repentino de orinar, una demora para empezar a orinar y esfuerzo al hacerlo, sentir que la vejiga no está completamente vacía y levantarse más de dos veces por la noche para orinar. Casi el 50 por ciento de los hombres (de 50 a 60 años) no reconocen estos síntomas y atribuyen los mismos a ingesta de líquidos, a comidas y a otros. Los síntomas suelen ser leves, pero en la medida que la próstata se agranda puede afectar la calidad de vida y las investigaciones sugieren que los hombres con síntomas moderados o severos tienen un mayor riesgo de padecer afecciones cardíacas graves, como accidente cerebrovascular y muerte cardíaca.

Los síntomas del agrandamiento de la próstata rara vez se discuten con la pareja o familiares. Cuando se les pregunta con quién hablarían si experimentaban algún problema relacionado con los problemas urinarios, la mayoría de los encuestados (61%) declaró que visitarían su médico de cabecera para obtener más información. Curiosamente, esta pregunta planteaba fuertes diferencias regionales entre Francia y el Reino Unido (67% y 66%, respectivamente) y en Alemania (50%). Sólo una cuarta parte de los hombres (24%) especificaron que en ‘Google’ encontrarían información para sus síntomas, demostrando que los pacientes en este grupo de edad preferirían hablar directamente con sus médicos

Sólo el 13 por ciento de los hombres dijeron que discutirían los síntomas con su pareja, siendo este porcentaje muy bajo, dado que los problemas de la próstata en el hombre realmente son un problema de pareja. El profesor Van Poppel comenta: “Investigaciones anteriores mostraron que las mujeres en realidad saben más sobre los problemas de salud de los hombres que los hombres. Por lo tanto, animamos a los hombres a discutir sus síntomas y condiciones urológicas con sus parejas o familias, así como visitar profesionales especializados de la salud como urólogos

Existen múltiples opciones de tratamiento para el agrandamiento de la próstata, que incluyen medicamentos naturales, alopáticos, cirugía a través de la uretra o la parte inferior del abdomen, terapia con láser, terapia de vapor de agua, cambio en la alimentación o inyecciones.

La mitad de los encuestados preferían tener la opción de diferentes tratamientos, con el 38 por ciento a favor de que su médico recomendase una opción de tratamiento (12% no tenía preferencia).

Los encuestados más jóvenes (de entre 50 y 55 años) y los de Alemania eran más propensos a favorecer la toma de decisiones compartidas entre las diferentes opciones de tratamiento de su médico que los encuestados mayores (70+) y las personas de Francia o el Reino Unido.

Van Poppel concluye:

La condición de cada paciente difiere, pero, junto con un urólogo especializado, deben ser capaces de tomar una decisión informada sobre cuál es su tratamiento óptimo. Con tantas opciones ahora disponibles de manejo médico, medicamentos naturales, terapias mínimamente invasivas y opciones quirúrgicas, los hombres deben buscar ayuda.

Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.